Minuto de silencio organizado en Tíjola este sábado. /R. I.

Minuto de silencio organizado en Tíjola este sábado. / R. I.

Silencio en Tíjola por la muerte de Maite: «Siempre tenía una sonrisa para el pueblo»

Centenares de vecinos y representantes de todas las instituciones participan en la concentración organizada en el municipio en el que fue localizada sin vida una vecina, presuntamente víctima de su marido, que se entregó en Vera

Alicia Amate
ALICIA AMATE Almería

Lleno absoluto en la plaza de Tíjola para mostrar el dolor y la repulsa común por la muerte ayer de su vecina, presuntamente, víctima de un crimen machista. Se llamaba Maite y tenía 50 años, recordó el alcalde tijoleño, José Juan Martínez, que ha hablado en nombre de un pueblo que vive desde ayer consternado.

«Era una vecina muy querida, muy servicial, siempre tenía una sonrisa para el pueblo de Tíjola», ha manifestado sobre «este hecho deleznable», ha dicho, «que viene a demostrar que la violencia de género no es una estadística».

Junto a él, miembros de todas las administraciones y centenares de vecinos, representantes de asociaciones en defensa de los derechos de la mujer, mayores, menores... Tíjola entera estaba ayer con la familia de esta mujer, cuyo marido se entregó ante la Policía Local de Vera horas después del hallazgo del cuerpo en el domicilio familiar por parte de uno de sus dos hijos.

«Tenemos que estar unidos para luchar contra esta lacra social que este año ya se ha llevado a quince mujeres, y cuando se confirme serán 16 las que han sufrido violencia de género y han muerto en nuestro país. Tres, en Andalucía y una en Almería», ha remarcado gravemente afectada por la situación la delegada de Gobierno de la Junta en la provincia, Aránzazu Martín, también desde la plaza de Tíjola este sábado.

Mientras los hijos y la madre de la mujer fallecida, trabajadora del Servicio Andaluz de Empleo (SAE) en Huércal-Overa, reciben asistencia psicológica por parte del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM), la Guardia Civil continúa con la investigación en torno a las circunstancias de la muerte.

Queda, de hecho, por confirmar de forma oficial si se trata de un crimen dentro del ámbito de la violencia de género, algo que no obstante parece estar a punto de determinarse, según ha trasladado el subdelegad del Gobierno en funciones, Juan Ramón Fernández.