Preparados para la gran batalla de los Moros y Cristianos de Ogarite

Preparados para la gran batalla de los Moros y Cristianos de Ogarite
  • Ogarite prepara la llegada de uno de los festejos más originales del Valle del Almanzora, que tendrá lugar durante el próximo fin de semana. Se trata de los Moros y Cristianos de la barriada de Oria. Una tradición que data de la década de los 50 y que después de muchos años, en concreto, desde 1998, ha vuelto a ser recuperada con fuerza por los vecinos de este núcleo de población, con el apoyo del Ayuntamiento del municipio. Uno de las características que distingue a los Moros y Cristianos es la batalla que libran por conseguir quedarse con la Virgen del Rosario. "Una guerra donde las principales armas no son las espadas ni los escudos, sino la palabra hecha verso", explica a IDEAL, el concejal de Festejos del Ayuntamiento de Oria, Antonio Torrente.

"Se trata de extensos versos que son memorizados por los participantes y que suelen despertar gran atención en el público, puesto que incluyen alguna referencia actual a la vida del pueblo", detalla el edil. Así, Torrente agradece en especial al vecino José Reche, natural de Ogarite, su dedicación y esfuerzo para organizar estos singulares festejos que cada año suman nuevos seguidores y ganan visitantes. El programa de fiestas cuenta con una gran número de actividades. Entre las novedades de esta edición se encuentran los concurso gastronómicos de postres y de comidas tradicionales y la incorporación de los fuegos artificiales. Además, tendrá lugar la inauguración de la exposición de fotografía, espartos y otras manualidades, también llama la atención el concurso de ?catas de vino a ojo'. Otras pruebas muy originales como el concurso de tiro con escopetilla, el concurso de la sandia más grande o el concurso del pájaro perdiz. El momento de la escenificación de la batalla de Moros y Cristianos y de mayor expectactación tendrá lugar a las 19: 30 horas del sábado, tras la procesión de la Virgen del Rosario. También se realizarán actuaciones de baile en su honor y la tradicional berbena, que se celebra durante la noche del sábado y el domingo.