Varias familias de Olula de Río inician movilizaciones ante la dificultad de conciliar vida laboral y familiar

Varias familias de Olula de Río inician movilizaciones ante la dificultad de conciliar vida laboral y familiar
  • El centro escolar Trina Rull pierde una línea de escolarización para 3 años que obliga a los menores a matricularse en otro centro sin aula matinal ni comedor

Madres y padres del centro educativo Trina Rull de Olula del Río se han movilizado para impedir que la delegación de Educación cierre una de las líneas del colegio que afecta a los escolares de 3 años; hecho que obliga a varias familias a tener que matricular a sus hijos en el otro centro de Olula, el Antonio Relaño, que carece de aula matinal y comedor.

Raquel Sánchez, como portavoz del colectivo de padres afectados, explica a Ideal Almanzora, que tras el anuncio de la delegación de la supresión de la línea por falta de alumnos, se realizaba un sorteo en el que se decidía cuales eran las familias que debían trasladar matrícula al otro centro escolar. El problema según Sánchez, no es el colegio, sino el hecho de carecer el Antonio Relaño de los servicios necesarios para conciliar familia y trabajo “porque las madres y padres de estos niños todos trabajamos y nos quedamos sin alternativas ante la nueva situación”, explica Sánchez.

El colectivo afectado ha iniciado una campaña reivindicativa con varias actuaciones, la primera de estas fue dirigirse a la delegación de Educación de Almería, donde contactaron primero con la Inspección y luego con el servicio de Planificación, para finalmente exponer su caso en el servicio de Escolarización. Raquel Sánchez afirma haber recibido un trato correcto y buena disposición en todos los organismos contactados, pero no ha recibido una respuesta concreta a su solicitud, al tratarse de un hecho que está dentro de la legalidad; según le respondieron en el servicio de Escolarización.

El colectivo también se personó en el ayuntamiento de Olula de Río, donde el alcalde, Antonio Martínez, les explicó que llevarían la demanda al pleno ordinario que se celebrará en unos días en la localidad ; pero las matrículas para el próximo curso deben formalizarse los primeros días del mes d e junio y el tiempo corre en su contra.

Así las cosas, las familias afectadas han continuado con sus reivindicaciones, recogiendo firmas a la puerta del centro escolar, donde también han recibido el apoyo del resto de familias de Olula de Río; entendiendo que el sorteo podría haber afectado por azar a cualquier escolar de la localidad.

En espera de alguna respuesta por parte de la delegación de educación para evitar la pérdida de esta línea, las familias continúan sus actuaciones y movilizaciones en lo que considera un derecho para “conciliar vida laboral y familiar”, subraya la portavoz del grupo.